Sonido activado
Sonido desactivado
03:01 | ¿No es tu hora local? Cámbiala!03:01 | ¿No es tu hora?
[Cancelar]
  
 
Alemania debe desconfiar de Ghana, Serbia y Australia
El tricampeón mundial Alemania deberá desconfiar de sus rivales del Grupo D del Mundial 2010, pues Ghana, Serbia y Australia conforman un cóctel explosivo de cuatro equipos con aspiraciones de pasar a octavos como primer objetivo.

El equipo dirigido por Joachim Löw tiene una leve ventaja sobre el papel, apoyado por el brillante palmarés histórico de la 'Mannschaft' y su buen nivel en los momentos en que sube la tensión, convirtiendo en habitual su presencia en las últimas rondas del torneo.

Pero el desafío también implica pasar como primero para evitar en octavos a Inglaterra, favorito del Grupo C, que completan Estados Unidos, Argelia y Eslovenia.

En un grupo donde todo se presenta tan parejo, el once germano tendrá que sacar ventaja de lo más mínimo y para ello sus delanteros Miroslav Klose, máximo artillero de la última Copa del Mundo, y Mario Gómez tendrán que aumentar el olfato asesino que han mostrado haciendo dupla en el Bayern Múnich.

Tras la partida de Jurgen Klinnsman al final de 'su' Mundial, en 2006, en que terminaron terceros, su ayudante Löw tomó las riendas del equipo y consolidó un plantel que sin brillar estuvo a la altura de los acontecimientos en los grandes eventos: finalista de la Eurocopa 2008 donde cayó derrotado por la imparable España, y ganador de su grupo de clasificación para el Mundial por delante de la complicada Rusia.

Löw inyectó sangre joven, aunque fue un duro golpe para su equipo la baja a última hora de su estrella, Michael Ballack, uno de los veteranos, que se lesionó en el tobillo derecho en la final de la Copa de Inglaterra.

Pero sus rivales no se lo pondrán fácil. Australianos y ghaneses avanzaron a octavos en el Mundial de 2006, aunque los africanos han sufrido la misma suerte que los germanos y han perdido a su estrella, Michael Essien, por lesión.

Los dos centrocampistas del Chelsea han debido renunciar a última hora. Mientras que Ballack sufrió una lesión en el tobillo derecho el 15 de mayo, Essien no se ha podido recuperar de la que arrastra en la rodilla desde enero, contraída en la Copa de Africa de Naciones.

El cuarto equipo en liza, Serbia, decepcionante hace cuatro años cuando formaba equipo con Montenegro, disputará ahora el Mundial en solitario tras la división de los dos países.

Este paso político podría aportarle un extra al once de Radomir Antic, que ya no tendrá excusas a la hora de echarse culpas entre jugadores de diferentes latitudes, como sucedía en el pasado.

El volante del Inter, Dejan Stankovic, será el encargado de ordenar el vestuario y aumentar las ilusiones en el campo de juego, con su despliegue y llegada al gol, que junto al central del Manchester United, Nemanja Vidic, y el espigado delantero del Birmingham City, Nikola Zigic, conforman la columna vertebral del equipo de Radomir Antic.

Prueba de ello resultó la unidad que mostró Serbia para mandar a Francia a la repesca en su eliminatoria, siendo la gran sorpresa de las eliminatorias europeas y quiere repetir esa actuación en el primer Mundial africano de la historia, que se disputa del 11 de junio al 11 de julio.

Por su parte, los 'Socceroos' australianos, que se pasaron a las eliminatorias asiáticas para facilitarse el camino al Mundial, debutarán contra Alemania con el recuerdo de los brillantes octavos de final que hicieron ante el último campeón Italia, que los eliminó con un penal inventado en el último suspiro.

Si los australianos, sin grandes estrellas pero con un equipo luchador y equilibrado, salen a jugar con esa misma mentalidad, la Mannschaft deberá esforzarse para revalidar sus credenciales como pretendiente del título.